“En defensa de la universidad pública”, las federaciones docentes, las organizaciones estudiantiles y de científicos realizarán hoy una movilización desde el Congreso hasta el Ministerio de Educación.

“En defensa de la universidad pública.” Esa será la consigna pintada en la bandera que llevarán hoy los dirigentes de los sindicatos de profesores, acompañados por organizaciones estudiantiles, en la Marcha Federal Universitaria. La movilización comenzará frente al Congreso de la Nación a las 17, para marchar unas pocas cuadras sobre la avenida Callao hasta la calle Paraguay; en esa intersección se llevará adelante el acto principal. Después de seis reuniones paritarias, donde el Gobierno no cambió sustancialmente sus propuestas (nunca superó el techo del 20 por ciento de aumento, en cuotas), y después una semana de paros y jornadas de protesta, los docentes universitarios esperan que la marcha sea contundente y fuerce al Ministerio de Educación a escuchar sus reclamos. Las federaciones estudiantiles serán parte de la movilización y tendrán su lugar en el acto central. Los científicos también tendrán su propia columna, donde sumarán sus reivindicaciones a las de los profesores.

“Nuestra bandera principal indica que hay un ataque a la educación pública; y la intención es frenar todos juntos esa orientación. El Gobierno intenta rebajarnos el salario, imponer un presupuesto de miseria y llevar adelante un achique en la investigación, como lo demuestra hoy en el sector de Ciencia y Técnica”, dijo a PáginaI12 Luis Tiscornia, secretario general de la federación docente Conadu Histórica. Tiscornia detalló que el Gobierno tiene un plan de “elitización, achicamiento, ajuste y mercantilización” del sistema universitario.

Las federaciones Conadu, Conadu Histórica, Fedun y Fagdut (UTN) –que exigen un aumento salarial del 35 por ciento– dispondrán de un orador cada uno en el acto de hoy, mientras que los estudiantes leerán un comunicado aprobado en la junta ejecutiva de la Federación Universitaria Argentina (FUA). También se sumarán a la marcha los docentes de universidades privadas, nucleados en Sadop; los de UDA, Ctera y Ademys (representan a los profesores de colegios preuniversitarios); y los trabajadores del Estado reunidos en ATE.

Ayer al mediodía los docentes ya fueron tanteando el terreno: realizaron un acto frente a Educación junto a las federaciones estudiantiles, donde anunciaron los detalles de la manifestación de hoy.

“Hay un objetivo disciplinador en este accionar del Gobierno. Tienen la intención de entregar los estudios universitarios a la actividad privada e introducir, en lo que quede de la universidad pública, las lógicas de mercado”, afirmó Carlos De Feo, secretario general de Conadu, quien agregó que el macrismo busca que las casas de estudio no sigan trabajando en pos del bienestar de la población, sino que se pongan a conseguir fondos y se entreguen a las necesidades de los grandes capitales. “Esta es la política que estamos disputando –remarcó De Feo–. Esperamos que el Gobierno entienda esta señal y sea capaz de empezar a discutir de manera diferente. Si no, seguiremos luchando.”

Dentro del marco de unidad también hay algunas diferencias. Un sector de los sindicatos y federaciones pretende cerrar la protesta donde se realizará el acto central, mientras que otro sector, más ligado a la izquierda, luego del acto marchará hasta la Plaza de Mayo, “donde está el poder político”. En la Plaza de Mayo también habrá un acto.

“El objetivo es acompañar el reclamo docente, fundamentalmente por la recomposición salarial. El movimiento estudiantil debe mostrar fortaleza y presencia; también llevando nuestras reivindicaciones”, dijo a este diario Josefina Mendoza, presidenta de la FUA por la agrupación radical Franja Morada. Mendoza reclamó la puesta en marcha del boleto educativo gratuito a nivel nacional y también más políticas de ingreso, permanencia y graduación. “Entendemos que estamos en una situación por demás compleja en términos económicos y sociales –dijo la presidenta de la FUA–, lo que demanda mayores políticas para paliar la deserción en las aulas.”

COMENTARIOS